Quantcast
Hoy Los Angeles}
2:16 p.m., 7/30/2014 | 78°

Álvaro Torres regresa con el sencillo ‘Sería perfecto’


6/19/2013, 6:07 p.m.
Álvaro Torres regresa con el sencillo ‘Sería perfecto’
Álvaro Torres regresa con temas nuevos y actuales sin dejar el toque que le dio popularidad. |

Hace unos días, a la pregunta, “¿Qué recuerdas de Álvaro Torres?”, un salvadoreño que iba por la calle en Los Ángeles respondió, “Álvaro Torres hacía música muy bonita… ¿No era él quien salió con la [cantante] Marisela?”.

En una reciente entrevista telefónica con el artista, cuando le repetimos dicho comentario, Torres se rió y dijo que mucha gente sigue creyendo que él se retiró en 1992 tras el éxito de “Nada se compara contigo”. Luego aseguró que ha seguido componiendo y cantando.

Y vaya que lo ha hecho. Lo más reciente de este cantautor nacido un 9 de abril de 1954 en Concepción Batres, Usulután, El Salvador, se llama “Sería perfecto”. Comenta que no tiene el valor de clasificarla como vallenato y tampoco como merengue, pero asegura que es una fusión alegre cuyo propósito es invitar a la gente a ser feliz.

“La vida es un regalo que debemos valorar y disfrutar”, dice.

Álvaro Torres es un trovador nostálgico que pese a comenzar su carrera profesional en El Salvador, recién sintió acogida a su música en Guatemala, país al que se mudó en 1975. Ahí grabó sus seis primeros discos y fue en esa época en la que se hizo famoso por algunos temas, especialmente “Acaríciame”, grabado en 1977.

Casi diez años después decidió emigrar a Estados Unidos. Primero vivió un año en Denver, Colorado y luego se mudó a Los Ángeles, donde permaneció once años. En 1986 se consagró internacionalmente con el tema “De punta a punta”y seis años después surgió “Nada se compara contigo”. Finalmente, en 1996 se mudó a Miami, Florida, donde vive hasta hoy.

Torres señala que el último álbum con el que hizo giras de promoción fue “Mal acostumbrado” en el 2002. A partir de ahí dejó de visitar a los medios de comunicación, lo que explica la confusión del público.

“Hace 19 años, tras el nacimiento de mi hija Andrea, comencé a manejar mi carrera con un perfil bajo. Cuidar de ella y mi familia ha sido la prioridad en este tiempo; la carrera pasó a un segundo plano y gracias al repertorio que logré hacer en años previos me he mantenido en teatros, conciertos en algunos países, pero no cercano a los medios”, dice.

Hoy Torres vuelve renovado y el título de su próximo álbum, “Nueva vida”, no es coincidencia, aunque este también responde a una historia de amor en la que él mismo quisiera estar involucrado.

Este nuevo disco está en proceso de producción y apenas tiene tres canciones terminadas, teniendo a la contagiosa “Sería perfecto” como punta de lanza. Para Torres este proyecto no sólo brilla por la frescura con la que describe sus canciones, sino por el hecho de haber podido trabajarlas de cerca con su hijo mayor, Astor Torres.

Parte del coro del primer sencillo es “Yo quiero gozar la vida, yo quiero vivir mi sueño”. Al preguntarle si ya cumplió con todas sus metas, responde que todavía quedan cosas pendientes.

“El día que no tenga sueños respecto a mi trabajo, me compraré una cañita de pescar y me voy a los canales de Miami o a la orilla del mar. Todavía me quedan ganas y letras para escribir más canciones de amor”, comenta el artista que suma 21 producciones discográficas.

Otro de sus sueños tiene que ver con el pleno reconocimiento que, según él, aún no ha recibido como artista en su propio país. Aunque el mismo Torres aacepta que tiene parte de la responsabilidad por haber pasado varios años sin un mánager que lo colocara en las plazas necesarias para destacar y por haberse alejado dos décadas para cuidar de su hija, igual siente una especie de vacío patrio.

“Es una historia que se repite, un ciclo que no se acaba nunca. Yo tuve que salir de El Salvador para lograr prestigio y con los años sí he sido reconocido en mi país. Aunque para ser honesto todavía… aunque ya no resulta amargo, sí me encantaría sentirme profeta en mi propia tierra. Pero tengo la esperanza de que lo lograré porque el esfuerzo ha sido titánico. Al final la justicia viene y me voy a sentir profeta en mi propio país”, asegura.