Quantcast
Hoy Los Angeles}
6:53 p.m., 9/1/2014 | 75°

Cría cuervos y...


Los 49ers de San Francisco buscan detener la temporada de ensueño de los Ravens y ganar el Super Tazón XLVII este domingo

Redacción HOY | 1/30/2013, 9:13 p.m.
Cría cuervos y...

La noche de Acción de Gracias de 2011 fue la primera vez en la historia de la NFL que dos hermanos se enfrentaron uno al otro en la historia de la liga, cuando John Harbaugh, entrenador de los Ravens de Baltimore, venció a los 49ers de San Francisco -de su hermano Jim Harbaugh- por un marcador de 16-6.

Después de aquel encuentro para el recuerdo, pocos se imaginaron que este domingo, 3 de febrero, los dos hermanos se enfrentarían entre sí por la máxima corona que hay en el deporte del futbol estadounidense, el Super Tazón.

Tras vencer de visita a sus rivales en las Finales de Conferencia, San Francisco y Baltimore se enfrentarán en el Mercedes-Benz Superdome de Nueva Orleans en lo que será la edición XLVII del Súper Tazón.

La atención sin duda la han llevado los hermanos Harbaugh, quienes están forjando una dinastía en la NFL. Seguramente, no será la última vez que Jim y John se enfrenten en partidos importantes.

Sin embargo, el partido será más que un duelo entre hermanos, pues ambos equipos han tenido que pasar por mucho antes de llegar a estas instancias. Los dos conjuntos también tiene mariscales de campo jóvenes, pero ambos han sido muy probados en partidos importantes.

Los Ravens obtuvieron una gran victoria sobre los Patriots de Nueva Inglaterra en un partido en donde los favoritos no pudieron anotar un punto en el segundo tiempo, mientras que el mariscal de los Ravens, Joe Flacco, jugó como un maestro en los tres encuentros de su equipo en los Playoffs esta temporada. Los Patriots tampoco habían perdido nunca en casa en la Final de la Conferencia y lo realizado por los Ravens fue algo verdaderamente inédito.

Flacco, de 28 años, merece una mención aparte, pues sus 853 yardas, ocho touchdowns y ninguna intercepción lo convierten en una joyita. El jugador de la Universidad de Delaware ha encontrado en su compañero Anquan Boldin como blanco favorito en distancias cortas o en espacios medianos. Boldin también tiene una de las manos más seguras en la NFL con 4 touchdowns en tres partidos en estos Playoffs. Al otro lado de la cancha, Torrey Smithbrings también tiene una velocidad que puede arrasar con la defensa más sólida.

Por otra parte, en San Francisco, Colin Kaepernick está jugando muy bien, pues tiene 698 yardas combinadas, tres pases de touchdown, dos corridas para touchdowns y una intercepción. Kaepernick encuentra usualmente a su receptor favorito Michael Crabtree, y tiene razón, porque es el que mejor corre en la NFL con 176 yardas recibidas y dos touchdowns en dos partidos de postemporada. También hay que seguir muy de cerca a Vernon Davis, quien obtuvo 106 yardas recibidas en contra de los Falcons en el Campeonato de la NFC.

En la NFL existe un dicho que las buenas ofensivas “ganan juegos, mientras que las defensas ganan campeonatos”, y eso se puede decir fácilmente de los dos equipos que ganen en Nueva Orleans. Después de todo, detrás de Ray Lewis y Patrick Willis, los dos mejores linebackers están jugando, con dos defensas muy buenas y las más complicadas para enfrentar.