Quantcast
Hoy Los Angeles}
1:00 p.m., 9/20/2014 | 70°

Violaciones sexuales tuvieron un repunte en el 2012


Una víctima relata su odisea

Soudi Jiménez | 1/18/2013, 6 a.m.
Violaciones sexuales tuvieron un repunte en el 2012
’Sandra’ recibe tratamiento sicológico luego de ser víctima de una violación el año pasado. El hombre fue detenido y eventualmente deportado. | Soudi Jiménez

Su oficio es el de cocinera, pero ha trabajado en construcción y ha pintado y limpiado pisos. Siempre ha sido entusiasta y carismática, cualidades que ahora no son tan habituales en ella; sin embargo, lucha para recuperar esa chispa en su vida.

“Por momentos siento que el mundo se me cierra, por mi depresión; es que no lo he superado completamente”, admite ‘Sandra’, quien pidió que la identificáramos de esa manera.

Esta mujer es madre de dos jovencitas. Emigró de Morelos, México en mayo de 2009, con el fin de reencontrarse con su hija menor, que se había venido a Estados Unidos con la abuela.

A finales de 2011, le bajaron las horas de trabajo en la ‘lonchera’ donde laboraba y decidió vender comida por su cuenta. Un vecino se convirtió en uno de sus clientes, pero muchas veces hasta le regalaba la comida.

“Me gusta mucho ayudar y él muchas veces no tenía ni para comer; yo le decía que se parecía mucho a mi papá”, manifiesta ‘Sandra’, para luego destacar que el individuo -de unos 55 años- estaba muchas veces alcoho-lizado.

La noche del 12 de junio de 2012, cuando ‘Sandra’ llegaba a su casa, el vecino la hizo pasar a su apartamento. Le ofreció una bebida que ella aceptó, pero al consumirla, empezó a marearse. En ese momento, el hombre quiso sujetarla por la fuerza y la golpeó, agarrándola del cabello.

“Me le fui encima, grité y aventé los muebles, no sé cómo nadie escuchó”, señala entre sollozos y lágrimas, indicando que quedó inconsciente.

“Cuando reaccioné estaba desnuda y él me dijo que iba a gritar lo que me había hecho, para que se dieran cuenta mis hijas”, agrega.

No recuerda cómo entró a su casa y se metió al baño, en donde la encontraron sus hijas al día siguiente, con la ropa desgarrada y llorando. La víctima fue llevada al hospital, en donde estuvo cuatro días en ‘shock’.

De acuerdo al Departamento de Policía de Los Angeles (LAPD), en el 2012 se registraron 30 casos de asalto sexual; es decir que hubo un aumento del 30.4% en relación al 2011, cuando se reportaron 23 de estos incidentes.

“La estadística dice que por cada 10 víctimas de violación, mujer u hombre, únicamente una persona denuncia el delito sexual”, asegura la terapeuta Elisa Jiménez, directora de California Mental Health Connection.

Jiménez sostiene que 3 de cada 4 mujeres y uno de cada tres hombres sufren agresiones sexuales. Los casos más complicados son las violaciones en la infancia, porque el daño es más severo.

“Hay ocasiones donde los niños dicen lo que está pasando, pero no los escuchan; van a la policía y no les creen”, asevera la especialista, quien considera que la atención sicológica a tiempo puede devolver la salud mental a las víctimas.

En el Sur de California existen cerca de 4 mil agencias que ofrecen el Programa de Asistencia a Víctimas, financiado y auspiciado por el estado; estas entidades colaboran con el Condado y el departamento de policía para brindar la asistencia.