Quantcast
Hoy Los Angeles}
6:38 p.m., 9/17/2014 | 81°

Incertidumbre en campamento de Dodgers


Hanley Ramírez pudo mejorar en la Liga Dominicana, pero sólo jugó como bateador designado tras una lesión

Dylan Hernández/Los Angeles Times | 2/6/2013, 7:33 p.m.
Incertidumbre en campamento de Dodgers

Los Dodgers han comprometido más de $600 millones en salarios en el último año y aún así llegarán al campamento de primavera con mucha incertidumbre.

El dominicano Hanley Ramírez debería jugar como paracorto en la Liga Dominicana para prepararse para regresar a su antiguo puesto, pero no lo hizo. Matt Kemp y Carl Crawford, que se están recuperando de cirugías, apenas comenzaron con el proceso de rehabilitación. La plantilla de Dodgers aún no tiene un bateador que lidere la alineación y también tiene lanzadores inicialistas de más.

Con el campamento primaveral a apenas unas semanas de iniciarse, el gerente general Ned Colletti ha tratado de minimizar estos temas. “Si llegamos así al campamento, estaremos en buena forma”, dijo Colletti al LA Times.

Colletti dijo que se sentía bien con las opciones que tenía en la posición de paracorto, a pesar de que Ramírez no ha jugado ahí durante la pretemporada.

Ramírez, un paracorto natural de toda la vida, jugó en tercera base en el verano pasado con los Marlins de Miami para acomodar a José Reyes. Muy poco antes de eso, en una transacción a mitad de temporada, Ramírez fue enviado a los Dodgers, donde jugó como paracorto, pero no jugó bien.

Sus planes para jugar shortstop en la Liga Dominicana se esfumaron cuando sufrió una pequeña lesión en noviembre pasado. Ramírez dijo sentirse saludable, pero solamente jugó como bateador designado para el equipo de Licey en República Dominicana.

Mientras tanto, el jugador promesa -pero inexperimentado- Dee Gordon ha tenido limitaciones, aunque los Dodgers no tienen muchas alternativas.

“Sentíamos que íbamos a ser el mejor equipo si Hanley jugaba como paracorto”, dijo Don Mattingly, manager de los Dodgers.

Los Dodgers han hablado de mover a Gordon como jardinero izquierdo, pero por lo pronto lo siguen considerando como paracorto. Gordon parece que empezará la temporada jugando con Albuquerque en la Triple A.

“No me gustaría dejar de considerarlo como paracorto”, expresó Mattingly.

También hay algunas interrogantes sobre la salud de algunos jardineros. Kemp, quien tuvo cirugía de hombro en octubre, y Crawford, que tuvo una operación en el codo en agosto pasado, están programados para estar listos al inicio del campamento primaveral. Los dos jardineros han comenzado a lanzar y batear, pero el equipo aún no tiene una fecha exacta de cuándo estarían listos hasta que comiencen con el trabajo físico en las próximas semanas.

Como parte del intercambio de los Medias Rojas de Boston, que incluyó a Adrián González, Crawford fue limitado a tener 31 juegos la temporada pasada. González no es solamente el futuro inicialista en el jardín izquierdo, pero también es candidato para iniciar en el orden de bateo.

Mattingly visitó a Crawford en su casa en Houston la semana pasada, y dijo que el jardinero estaba abierto a la posibilidad de batear primero.

Cuando Mattingly le preguntó a Crawford sobre algunos comentarios de que detestaba batear primero, Crawford le dijo: “No sé de dónde vino eso. Hago lo que tú digas”.

“Tomando en cuenta eso, creo que hemos tenido el mayor éxito con él bateando después”, dijo el manager.

Además de Crawford, Mattingly también va a evaluar a Mark Ellis, Skip Schumaker y Nick Punto como posibles primeros bateadores.

“El primer bateador es una posición en la que batallamos mucho, porque no tenemos un bateador indicutible que esté primero en la lista”, dijo.

Mattingly tampoco pareció preocupado con los Dodgers teniendo ocho lanzadores inicialistas, y podrían tener hasta tres de ellos como relevistas.

Se espera que la rotación sea compuesta por Clayton Kershaw, Zach Greinke, Chad Billingsley, Hyun-Jin Ryu y Josh Beckett. Chris Capuano, Aaron Harang y Ted Lilly podrían convertirse en relevistas si no son canjeados.

Con Billingsley viniendo de una lesión de codo y Lilly viniendo de una cirugía de hombro, Mattingly dijo que le gusta la banca que tiene en el equipo.

“No sabemos lo que va a pasar en el curso del campamento de primavera”, dijo Mattingly.

Colleti dijo que ninguno de los pitchers ha pedido ser canjeado.

“Creo que todos quieren competir y veremos cómo sale todo”, dijo Colletti.

dylan.hernandez@latimes.com