Quantcast
Hoy Los Angeles}
2:50 a.m., 8/1/2014 | 68°

Kuno Becker, independiente y apasionado


El actor mexicano cuenta cómo desde niño buscó su propia suerte a punta de trabajo, amor por el arte y mucho carácter

Andrea Carrion | 4/30/2013, 2:43 p.m.
Kuno Becker, independiente y apasionado
Kuno Becker en una habitación del hotel Four Seasons en Beverly Hills, donde se realizó la entrevista. | Andrea Carrión

Este viernes Kuno Becker podrá demostrar que además de enamorar a jovencitas en melosas telenovelas, de arrancar aplausos en el teatro, de interpretar antagonistas en importantes series de televisión en inglés y de convertirse en el goleador del torneo, también puede dirigir ejércitos en desventaja, como lo hace en el nuevo largometraje “Cinco de Mayo: La Batalla”.

Ahí el actor mexicano encarna al General Ignacio Zaragoza, quien se encargó de comandar la histórica Batalla de Puebla en la que México derrotó al poderoso ejército francés de Napoleón III. En una reciente entrevista con HOY, Becker comentó que siempre había querido participar en una película histórica y que interpretar a Zaragoza fue un placer y un honor como mexicano.

Lo cierto es que no es la primera vez que cumple con un rol de liderazgo, de hecho desde pequeño él ha sido el general de su propia vida.

photo

Cortesía

Becker en el papel de Ignacio Zaragoza.

A los 9 años de edad Becker viajó por primera vez, y completamente solo, a Austria para asistir a una escuela de música de Salzburgo y poder seguir con sus clases de violín. Ahí pasó los siguientes cinco veranos, pero él recuerda el primero como algo que marcó su vida.

“Fue ahí donde me gané mi primer schilling”, dijo Becker mostrando una moneda que tiene en la cadenita que lleva colgada en el cuello. “Me lo gané tocando en la calle cuando estaba muy chavito. Había perdido todo el dinero que me dieron para vivir comprando juegos, así que tuve que tocar en la calle con un compañero francés y una compañera coreana del curso. Ellos tenían unos 20 años. Me invitaron y le entré, y la verdad es que no tenía mucha opción porque ya no había dinero ni para comer. Recuerdo que tocamos un concierto de Vivaldi en LA menor para dos violines y piano, y lo convertimos en un concierto de tres violines. Nos echaban un dineral y ésta fue una de las monedas que me gané. Fue duro, pero lo agradezco mucho, no lo cambiaría por nada porque me hizo valorar muchas cosas, aprender y ser independiente”, agregó.

Independencia es algo que siguió aplicando con los años. A sus 15 o 16 años de edad –él no lo tiene muy claro- decidió que el violín ya había cumplido su ciclo en su vida y que ahora le tocaba darle una oportunidad a la actuación. Su madre no estuvo muy de acuerdo, así que Becker dejó su casa.

photo

Cortesía

Escena de la cinta "Cinco de mayo: La Batalla".

“La verdad es que sí, decidí cambiar por la actuación. Es otra forma de expresión, interpretas personajes en lugar de interpretar partituras. Se me hace un proceso más creativo. También por eso con el tiempo comencé a buscar personajes que me retaran más y que fueran más complejos. Estaba haciendo televisión y la verdad es que [las propuestas] llegaron un poco al ‘top’ de los personajes… hay personajes muy divertidos en la televisión, pero en el cine –sobretodo en cine independiente- encuentras personajes más complejos y un poco más retadores”, explicó. “Ahora trato de tener una continuidad como actor, ser parte de mejores historias. No ha sido fácil, ha sido mucho sacrificio. Lo bueno es que he tenido la oportunidad de trabajar aquí y allá [Estados Unidos y México] y he logrado que mis personajes me consigan otros”.