Quantcast
Hoy Los Angeles}
3:23 p.m., 8/20/2014 | 76°

La bibliotecaria Silvia Cisneros ha ayudado a más de 500 niños a aprender ingles


Hispanos en su mayoría

Andrea Carrion | 4/6/2013, 6 a.m.
La bibliotecaria Silvia Cisneros ha ayudado a más de 500 niños a aprender ingles
Silvia Cisneros los pone al día. | Andrea Carrion

Silvia Cisneros no es de las bibliotecarias que se conforman con entregar y recibir libros. Hace más de 10 años que trabaja en la Biblioteca Pública de Santa Ana conduciendo sesiones de lectura en español para niños, talleres bilingües para padres de familia, entre otras actividades comunitarias.

Fue, precisamente, ese contacto con la comunidad hispana la que la llevó a desarrollar un exitoso programa que, a la fecha, ha beneficiado a más de 500 niños en esa ciudad del condado de Orange.

“Literacy on the Move” es el nombre del programa de comprensión de lectura que esta graduada de la Universidad de California, San José ofrece desde el año pasado a niños cuyo primer idioma no es el inglés. Ayer comenzó el tercer taller de 10 sesiones con 25 niños de segundo y tercer grado –hispanos en su mayoría- y según Cisneros, esta vez la lista de espera superó los 350 postulantes.

Rosario Mendoza es la madre de uno de los niños que están esperando a que se abra una vacante. HOY conversó con ella durante la sesión informativa a los padres de familia.

“Como padres queremos que nuestros hijos se gradúen con diploma y para ello tenemos que apoyarlos. En mi casa hablamos puro español y al niño se le dificulta leer y entender. A la misma vez es importante que a los niños no se les olvide su origen. Aunque uno sepa inglés, no debemos dejar de hablarles en español”, comentó esta mexicana.

Otra madre de familia, Rosa Olivares, matriculó a su hija Milagros por segunda vez pues notó gran cambio tras el primer taller.

“En la escuela, la maestra de mi niña pensaba que ella no quería hacerle caso. Luego notó que era porque no entendía el inglés. Hay niños que lo agarran rápido y otros no”, dijo esta mexicana.

Cisneros sabe perfectamente lo que es sentirse en el aire cuando le hablan un idioma que no entiende. Ella nació en Estados Unidos, pero al cumplir un año sus padres la llevaron a vivir a México. Recién volvió cuando ya tenía 12 años de edad.

“Me costó mucho agarrar el inglés, no entendía nada. En la hora del ‘lonche’, como no tenía amigas, me sentaba sola en una esquinita y como mi tía trabajaba en la cocina, me arrimaba cerca de ella. Se sentía bien feo, era muy triste. Lo recordé hace poco que regresé a esa escuela a dar una charla, ya como profesional. Por eso me apasiona tanto este programa porque sé por lo que pasan estos niños”, comentó la hoy bibliotecaria de servicios para jóvenes en la Biblioteca de Santa Ana y que también es la promotora del popular Día de los Niños de Santa Ana, el que anualmente congrega a unas 1,500 personas.

Cisneros señaló que se animó por el programa de comprensión de lectura luego de enterarse de que 36 escuelas primarias en Santa Ana no cumplían con los niveles de lectura según los estándares del estado de California. Aseguró que los resultados hasta ahora han arrojado un 80% de mejoría tras culminado su taller, el que además de ser completo, es muy estricto.

“Hay niños que llegan a burlarse cuando escuchan a otros leer mal. Por eso les sugiero a los padres de familia que le enseñen a sus hijos a respetar a los otros niños y a los tutores”. le dijo Cisneros a las mamás y papás que asistieron a la charla de orientación hace una semana. “Si el problema persiste, no tengo inconveniente de sacar al niñ/a del programa”.

Según Cisneros, “Literacy on the Move”, cuyo tercer taller comenzó ayer, fue posible gracias a una beca que ganó Cisneros del Eureka Leadership Institute, apoyado por la Biblioteca Estatal de California. Agregó que éste es un primer paso hacia logros mayores.

“Mi meta es llevar este programa al Distrito Escolar de Santa Ana”, aseguró Cisneros.