Quantcast
Hoy Los Angeles}
12:33 a.m., 9/17/2014 | 78°

Cuba será sede de la Cumbre de la CELAC en 2013


Países Centroaméricanos y Sudaméricanos crean una nueva cumbre, excluyendo a Estados Unidos y Canadá

EFE | 12/1/2011, 10:17 a.m.
Cuba será sede de la Cumbre de la CELAC en 2013
El presidente venezolano, Hugo Chávez , recibe a su homóloga argentina, Cristina Fernández, hoy, jueves 1 de diciembre de 2011, en el Palacio de Miraflores en Caracas (Venezuela). Fernandez participará el viernes y sábado en la Cumbre de la Comunidad de Estados de América Latina y el Caribe (CELAC) | EFE

Cuba será sede en 2013 de la Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), un nuevo foro integrador del continente americano, que nacerá el próximo fin de semana en Venezuela y que excluye a Estados Unidos y Canadá.

Así se determinó durante una votación celebrada hoy en Caracas por los cancilleres de América Latina y el Caribe, previa a la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno que dará luz verde el sábado al funcionamiento de la CELAC.

La propuesta de Cuba como sede de la CELAC para 2013 fue formulada por el ministro de Exteriores de Venezuela y anfitrión de la cita, Nicolás Maduro, quien adelantó que este punto se incluirá en la Declaración de Caracas 2011, documento que discuten hoy los cancilleres y que se hará público el sábado al término de la cumbre.

La asignación de la sede de la cumbre a Cuba fue aprobada por unanimidad, al igual que la decisión de que Costa Rica sea anfitriona de este organismo en el año 2014.

Asimismo, se confirmó a Chile como organizador de la reunión de jefes de Estado y de Gobierno de 2012, decisión que se había tomado en Cancún, el año pasado, cuando se establecieron las bases para la creación de la CELAC.

photo

EFE

Chávez aseguró que los 33 jefes de Estado y de Gobierno y primeros ministros de América Latina y el Caribe han confirmado su asistencia a la cumbre que servirá para el establecimiento de la CELAC.

Antes de la votación, el ministro ecuatoriano de Exteriores, Ricardo Patiño, consideró que elegir a Cuba como sede de la CELAC en 2013 significa "saldar una deuda histórica con un pueblo tan aguerrido, que con tanta dificultad y que con el proceso pernicioso del bloqueo norteamericano ha logrado con dificultad salir adelante".

En términos similares se expresó el canciller peruano, Rafael Rocangiolo, al considerar que para el Gobierno de su país la decisión sobre Cuba "constituye una reivindicación histórica indispensable por lo que ha sido la historia en estas décadas y por lo que Cuba significa como símbolo de la causa de América Latina y el Caribe".

"Por eso nos parece muy adecuada esta sucesión: primero fundamos la CELAC acá en Venezuela, en la parte septentrional de América del Sur, luego vamos a Chile, a la parte más meridional; luego al Caribe y luego a Centroamérica", dijo.

"Es una sucesión que ilustra bien la pluralidad de regiones y de posiciones en las cuales se fundamenta nuestra unidad", matizó Rocangiolo.

Y es que el simbolismo de Cuba estriba en que la CELAC nace como un instrumento integrador que busca restarle peso a la Organización de Estados Americanos (OEA), con sede en Washington y de la que Cuba fue suspendida en 1962 con una decisión que fue anulada en 2009 en Honduras.

En 1962, Cuba se convirtió en el único país americano que quedó fuera de la OEA a propuesta de Estados Unidos y en plena Guerra Fría.